Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de abril, 2020

UN NUEVO ANUNCIO

Nunca antes me había dado cuenta de que la vida de Jesús, el Evangelio, comienza y acaba con un anuncio.  Todos tenemos en nuestra memoria grabado ese primer anuncio del ángel a una sencilla muchacha de una aldea perdida en la Galilea profunda (Lc 1, 26-38). En medio de la incertidumbre y sabiendo que después de esa respuesta su vida ya no sería la misma, el 'hágase' de María hace posible que esa Buena Noticia se encarne en la historia. En la Vigilia Pascual (Mt 28, 1-10), al final de la vida de Jesús, se nos regala un nuevo anuncio y esta vez no a una, sino a varias mujeres. A ellas, parte de la comunidad de Jesús, se les invita a hacer memoria de lo vivido con Él, a volver a pasar por el corazón sus palabras... y a pasar de la tristeza a la alegría, del miedo a la confianza, del desconcierto a la paz... porque Dios ha resucitado a Jesús, porque no se ha ido, sino que sigue presente en nuestra historia y en nuestra vida concreta, la de cada día. Las mujeres podían haber vuel…

TE DOY MI MANO...

Cuando una imagen vale más que mil palabras...

CON MARÍA EN EL DOLOR

Esta mañana caía en la cuenta de por qué hoy se celebra en toda la iglesia el 'Viernes de Dolores'. Seguro que todos lo sabéis, pero siento necesidad de compartir este descubrimiento tardío.  Caigo en la cuenta de que la invitación es a contemplar el mismo Misterio que, en toda su crudeza, retomaremos el Viernes Santo. Ese día tendremos los ojos fijos en el Señor crucificado... y en tantos crucificados de nuestro mundo. Una semana antes, miramos a María, contemplamos el dolor de la madre. Junto al Hijo, sencillamente está. Permanece en pie, porque el amor es más fuerte que el dolor. Experimenta el desconcierto, la impotencia, la injusticia... y, como tantas veces, guarda en el corazón. Mira al Hijo y sus palabras son de consuelo... Mira al Padre y su oración se llena de preguntas sin respuestas, de memorias y promesas. Soledad, abandono, golpes, heridas, burlas... ¿es necesario tanto dolor Padre?, ¿es justo?  El sentido se nubla, el amor quiebra las fuerzas por el dolor y es la e…